Av. Colón 2034 - Tel/Fax (0223) 4955574 - (223) 6155591 - facebook

Actualidad Inmobiliaria

03 de Junio de 2011

Sólo 17% de la clase media puede comprar una vivienda

Los precios excesivamente altos de las propiedades y el desfasaje entre los ingresos de los compradores y las cuotas de los créditos hipotecarios son algunas de las razones que lo explican.

3 JUN 2011 02:02h
Encuesta

PorNatalia Muscatelli
    nmuscatelli@clarin.com

Hoy, seis de cada diez personas de clase media desea tener su propia vivienda. Sin embargo, sólo un 17% está en condiciones (seguras y probables) de afrontar una compra inmobiliaria debido a las actuales reglas del mercado.

Los precios excesivamente altos de las propiedades y el desfasaje entre los ingresos de los compradores y las cuotas de los créditos hipotecarios son algunas de las razones que abonan las estadísticas que ayer presentó la consultora D’Alessio, en un evento organizado por la Asociación Empresarios de la Vivienda (AEV), en la Rural. El trabajo también indagó sobre el grado de aceptación que tendría en ese segmento, una propuesta que impulsa la AEV para aceitar el mecanismo de acceso a los préstamos bancarios. En este sentido, la entidad propuso la conformación de una línea de créditos ajustables por el índice de variación salarial , que, en caso de ser implementada, según el informe, permitiría sumar 1,2 millones más de familias de clase media al segmento de propietarios.

Con esta idea, los desarrolladores aspiran a “apuntalar” el negocio en el que –frente a los efectos de la inflación– están perdiendo rentabilidad. En el último año, según datos la AEV, el margen de ganancia de las empresas cayó un 25%, a raíz de una suba del 25% en los costos de los materiales que fueron trasladados en un 14% al precio de las propiedades.

 


18 ABR 2011 16:52h
Viviendas
Ni siquiera ganando $ 15.000 mensuales se podría comprar una vivienda

Según la consultora KPMG, por la inflación, ni siquiera con un préstamo a 100 ni ganando $ 15.000 mensuales se podría una casa o departamento.

Una familia que cuente con ingresos de 15.000 pesos mensuales no podría comprarse una casa o departamento ni aún con un crédito hipotecario a cien años debido a la inflación, destaca hoy en un informe la consultora internacional KPMG.

El informe presentado hoy, con motivo del lanzamiento del nuevo Foro de Servicios Financieros de KPMG, mide el efecto del aumento de los precios sobre los créditos hipotecarios. "Asumiendo un valor para el metro cuadrado de 1.740 dólares, un tipo de cambio de pesos 4 por dólar y una cobertura del 70 por ciento, ni siquiera un préstamo a 100 años permitiría que un sueldo familiar de pesos 15.000 mensuales alcance el porcentaje de 35 por ciento de afectación del ingreso, dado el costo financiero total de 20 por ciento anual", explicó la consultora.

En otro términos, el informe privado advierte que una tasa de inflación como la actual, aplicada a las cuotas de un préstamo hipotecario, impide mantener la relación de hasta un 35 por ciento sobre el total del ingreso familiar por más que se amplíen al máximo los plazos de amortización.

"Esta es, podría denominarse, la restricción 'estructural' de la ausencia de crédito hipotecario", destaca el reporte de la consultora. KPMG agrega que "en ausencia de condiciones de certidumbre, la enorme brecha entre el precio de los inmuebles y los salarios resulta en un factor perjudicial para el desarrollo del crédito hipotecario en Argentina, mientras que esa misma brecha (incluso más amplia) era un importante motivo dinamizador del crédito en otras regiones antes de la crisis".

La consultora señala que "incluso niveles de inflación moderados son suficientes para hacer desaparecer los mercados de largo plazo". En tal sentido, advierte que "la extensión de plazos no es suficiente para que el salario promedio permita la compra de, por ejemplo, un inmueble de 65 metros cuadrados que podría ser un 3 ambientes mediano".

"Extender el plazo de 5 a 10 años hace una gran diferencia para atraer demanda, dado que la cuota y el ingreso necesario para pagarla se reducen en un 27 por ciento", indica el reporte. El informe agrega que "pasar de 10 a 20 años sigue siendo significativo en cuanto a nivel de cuota, pero plazos todavía mayores no aportan casi nada a las restricciones de ingreso de la demanda".

El reporte advierte que los créditos bajo sistema francés, cuando las primeras cuotas están integrada casi en un 90 por ciento por intereses y las últimas casi talmente por capital, se tornan inviables para un tomador, ya que el valor de las primeras se vuelve muy alto.

De modo que la posibilidad de un préstamos con cuotas indexadas, que sería una solución para el problema, se torna poco atractivo para un cliente que no se endeudaría a largo plazo en montos que podrían variar.

 

Actualidad Inmobiliaria

Más Notas

Consultar

Complete el formulario consultando por esta propiedad y le responderemos a la brevedad. Gracias por comunicarse con Sanz & Ordoqui Propiedades.